lunes, 26 de febrero de 2018

El fin de la soledad

BENEDICT WELLS   




  • Traductora: Beatriz Galán
  • Tapa dura: 288 páginas
  • Editor: Malpaso Ediciones SL; Edición: 1 (23 de octubre de 2012)
  • Colección: Narrativa Extranjera
  • Idioma: Español
  • ISBN-10: 841666594X
  • ISBN-13: 978-8416665945
"He recordado miles de veces aquel último beso y el último abrazo que me dio; su olor y su voz tranquila y suave. He pensado tantas veces en ello que ya ni siquiera sé si fue real."
                                                                
                                                                   MI OPINIÓN
"El fin de la soledad" es un llanto que busca consuelo en el hombro del lector.

La vida de Jules se trunca cuando sus padres mueren en un accidente de tráfico y tiene que ir a vivir a un orfanato con sus hermanos Liz y Marty. Allí, cada uno tomará caminos diferentes como siempre que alguien se enfrenta a un dolor tan grande aunque la causa sea la misma. Tratan de resolver el duelo y encima crecer, madurar y enfrentarse a una vida que se ha salido del esquema.  La razón de ser del libro es el amor en muchas formas.

Es Jules el que llora sin lágrimas y sin lamentarse, sin estridencias, a través de las palabras contando su historia. Lo hace con un estilo muy preciso, mimando cada palabra, como si las soltara con miedo a que no pudieran volar hasta el lector y se perdieran antes. Es un libro que da la sensación de que está todo muy pensando, cada frase, cada párrafo... Que ha ido escogiendo con muchísimo cuidado cada escena, cada tramo de la historia para formar el mensaje que quería dar.
Nos describe lugares y crea atmósferas a través de recuerdos y sensaciones, cuenta con todos los sentidos, se vale de referencias musicales, literarias que ni siquiera era necesario contar porque se le notan, para conformar un universo hermoso y sentimental.

Es muy importante para que estas lecturas funcionen, que el lector no juzgue al personaje, porque detrás de estos personajes hay un ser humano y no somos mejores que él.
También descubriremos cómo se las apañan sus hermanos, cómo reconstruyen una familia rota dentro de lo posible y crean algo diferente que funcionará o no. Cómo se pelean con la vida, cada uno a su manera y dentro de sus posibilidades, porque sí, cada uno hace lo que puede y no es justo pensar que lo hubiéramos hecho mejor.
Los diálogos están cargados de emoción como todo el libro. Los personajes se muestran a través de sus palabras de la misma manera que lo hacen con sus gestos.

Lamento decir que un poco más allá de la segunda parte tiene un bache. Se lía porque la trama se le escapa. Se le cierra una puerta que el autor quiere tener abierta y la fuerza para que la historia vaya por donde él quiere. Entonces se nota que está trampeando un poco y empieza a justificarse, pierde el brío del inicio porque enreda la madeja y se le hacen nudos. Ahí pierde un poco la intensidad que tenía aunque es solo un pequeño tropiezo que para nada desmerece la novela. La historia no se cae, se recupera y al final la redondea.


Si Paul Auster y Carson McCullers (él mismo hace la referencia en el libro) tuvieran un hijo literario sería este muchacho, Benedict Wells, porque tiene mucho de los dos, de Paul, su realismo amable, no por ello menos contundente ni menos auténtico, solo que no tira piedras al lector, le estruja el corazón pero porque se agarra para no caerse, es como cuando te abrazan tan fuerte que llega a doler un poquito. Eso hace Paul, y eso hace este muchacho solo que en otra época. Le falta más riesgo y es más dramático que Paul pero ya se criará. De Carson tiene esa mirada compasiva hacia los personajes desnortados, solo que él le echa demasiado azúcar en determinados momentos, le falta un poco de contundencia. Pero vaya, si de lo primero que escribe es así...

Es una prosa que a ratos llega a ser poética, llena de frases reflexivas y a veces lapidarias. Pero sobre todo es una narración de sentimientos. Están en el centro de todo y ahí es donde tal vez haya contado incluso más de lo que quería.  No quiere que le digas "todo irá bien" porque sabe que las cosas no son así, y ya ha vivido ese momento en el que dejan de ir bien y no tiene solución, no quiere saber que se le pasará, lo intuye, pero ahora no es el momento.
Porque no busca compasión, no busca soluciones, solo quiere expresar su dolor, solo quiere ese abrazo, ese gesto, esa mirada, solo saber que hay alguien ahí que entiende lo que le pasa y que le permite sentirlo.

Un libro que no podrás dejar en cualquier lugar cuando termines de leerlo. Que despierta ternura, comprensión, que da pena, claro que sí, estaríamos perdidos si no la sintiéramos pero que se merece nuestra atención y recuerda lo humanos que seguimos siendo.

"Ojalá te ayude a recordar quién eres y qué es aquello que la vida no puede echar a perder."

PUNTUACIÓN: 4,5/5 Let it go.


44 comentarios:

  1. Qué bonita reseña Norah. No conocía este título (pero leería casi todo lo que publica Malpaso con los ojos cerrados) y, la verdad, siempre hay momentos en que uno necesita un libro al que consolar y que le consuele a uno. Me han encantado tus referencias a este hijo literario de Auster McCullers, a mí me has dejado con muchas ganas de descubrirle.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Merece muchísimo la pena aunque sea una historia de base triste. Es hora de poner el hombro lector para que se desahogue el libro. La referencia a McCullers la hace él también y está muy clara. Es un autor al que seguir la pista. Malpaso tiene unas cosas muy chulas.
      Muchas gracias.
      Besos

      Eliminar
  2. Pues mira en otro momento me lo llevaría pero ahora mismo no. Pero eso sí, me lo llevo apuntado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Necesita su ánimo particular así que para cuando veas.

      Eliminar
  3. Qué atmósfera de película clásica has dejado en mi mente, en blanco y negro, con regusto a añoranza... qué reseña tan bonita.
    Este me lo llevo anotado.

    Besitos carinyet 💋💋💋

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Oh qué guay, me alegro, muchas gracias. No dudo en recomendar este libro y lo veo caerle bien al gato.
      Besitos

      Eliminar
  4. No lo conocía, pero ahora quiero conocerlo. Apuntado.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro, será una lectura de recordar.
      Besos

      Eliminar
  5. Entre esta bonita reseña y la notaza que le has puesto, me lo llevo si o si. Creo que ya le había echado el ojo.
    Un beso ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias. Será para mí una de las lecturas del año. Espero que te guste a ti también.
      Besos

      Eliminar
  6. Espero que no sea demasiado sensiblero. Lo apunto para cuando llegue... si llega.
    La historia me hizo recordar a `El largo regreso a casa´, peli de 1981 con Timothy Hutton, otros tres hermanos que son abandonados.
    Besitos casi otoñales.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, no es nada sensiblero ni ñoño. Es honesto, directo, solo está triste. A estos no los abandonan, es que mueren en accidente. Buscaré la peli, a ver si me interesa.
      Besitos todavía congelados.

      Eliminar
  7. Viendo como la has disfrutado, con bache incluido, es imposible dejarla pasar. Tendré que ponerle mi hombro algún día.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, dale una oportunidad, merece mucho la pena y el esfuerzo. Te gustará mucho.
      Besotes!!

      Eliminar
  8. Aaaay, qué bonittttooooo.
    Quiero leerlo, quiero quiero y quiero.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues espero que puedas. Te va a acariciar el corazón.
      Besos

      Eliminar
  9. Una lectura cargada de emoción..., ¡me encanta! Y una narración de sentimientos... Esto que dices, hace que me atraiga mucho esta lectura
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, es puro sentimiento. Casi lo puedes tocar a través de las páginas. Dale la oportunidad si puedes. Compensará el tiempo que le dediques.
      Besos

      Eliminar
  10. Vaya telita de reseña, señora. Si el otro día me convenció Rocío, tú me has rematado. Cuando pase por la librería me lo traigo. Qué bonito pinta con bache incluido, jajaja.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Oh, muchas gracias. Sí, nos ha llegado a todas así que mira, haznos caso, jeje. Te va arrullar el corazón.
      Besos

      Eliminar
  11. No lo conocía y se ve tan lleno de sentimientos, creo que para este momento en el que estoy, no. Pero tomo nota. Preciosa reseña.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, hay que estar con ganas. A veces no apetece que te anden con los sentimientos. Para más adelante, entonces.
      Besos

      Eliminar
  12. Vaya dos referencias literarias!! El bache, a ver, seamos un poco tolerantes. Es que es muy difícil no flojear alguna vez pero si luego remonta, pelillos a la mar. Ya había visto reseñas sobre este libro y lo tengo apuntado. Si lo pillo, le buscaré un lugar privilegiado. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí. Hazle un huequito. Claro que aceptamos que haya bache, pero si lo hay pues se dice y no pasa nada. Es que si no, parece una novela perfectísima y no lo es aunque se ha quedado muy, muy cerca. Menudo talento, te va a gustar seguro.
      Besos

      Eliminar
  13. Con la reseña de Rocío estaba convencida, y con la tuya me has terminado de rematar. Y si además el libro es tan bueno como para poder pasar por alto el bache y la subsiguiente trampa, algo a lo que no sueles ser muy dada, es que el conjunto merece muchísimo la pena.

    Una reseña preciosa, Norah.

    ¡Besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que cuando se empiezan a alinear los astros no hay manera de resistirse. Hay que apuntar sí o sí, luego ya veremos cuándo cae. Es verdad que suelo ser más repugnante pero si me ganan el corazón soy una blanda.
      Muchas gracias.
      Besote!

      Eliminar
    2. Ya me guardaré yo de llamarte repugnante... sobre todo porque si tú lo eres, yo sería la Repugnante nº 2, y no es cuestión... jajaja.

      Eliminar
  14. Siempre que disfrutas tanto de una lectura me da cosa decir que no, y no es por la trama en si sino porque no sé si anímicamente estoy para una lectura que seguro que me hace llorar. Aunque claro igual sólo son estos días xD
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya, a mí también me pasa, cuando veo que un libro ha calado me digo, no lo puedes dejar pasar. Entiendo que no tengas ganas de ponerte más triste o que necesites otro tipo de lectura. Guárdatelo.
      Un beso!

      Eliminar
  15. Hola Norah, ya tenía ganas de tener un tiempito de venir a tu blog que no me decepciona. ¿Qué te puedo decir? Hay referencias a autores, parece tristísimo, tiene una trama bastante dura y lo leeré porque ¿para qué leemos si no para sufrir a veces? Que no tengo un céntimo y menos para algo de Malpaso (que en mi país sale caro $) pero un día seré rica, jaja. :)
    Te mando un gran abrazo. ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Es triste sin pasarse, tampoco es demoledor. Hay cierto consuelo y ternura. Malpaso aquí también tiene tela pero me salvan las bibliotecas. Todos soñamos con ese día de tener todos los libros que se nos antojen.
      Otro abrazo para ti.
      ;)

      Eliminar
  16. No me importaría leerlo, lo tenía fichado por otra reseña =)

    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No imagino reseñas negativas a este libro, aunque puede haber a quien no le guste, oye.
      Besotes

      Eliminar
  17. Suelo rehuir de los bestsellers, pero este parece distinto, como más intimista. Y encima has nombrado a Auster, así que tendré que tenerlo en cuenta. Estupenda reseña.

    Un beso ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No es el típico best seller que parezca sacado de una plantilla Excel y con la fórmula mágica. Es muy desde el corazón. Y muy Auster, desde luego.
      Un beso ;)

      Eliminar
  18. Vamos a ver, querida Norah, si sigues poniéndome estos bombones en el camino, me será imposible leer otra cosa que no sea lo que me recomiendas. Ya había planeado mis próximas lecturas, a ver si conseguía ordenar el caos de libros que tengo encima de mi escritorio. Pero llegas tú, me hablas de poesía, de realismo amable, de cuidado de las palabras y de un bache que, encima, casi parece que le añade cierta personalidad al libro. ¿Y me dices que es su primera novela? Pues no quiero perderme su debut, por si luego sigue mejorando y haciéndose grande. Hala, estarás contenta. Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, estoy muy contenta porque esta vez creo que sí merece la pena desmadrar la lista. De verdad, no te arrepentirás. Es que te llega directa al corazón y es un auténtico placer. El bache la cambia un poco, a ver, de verdad se lo podía haber ahorrado pero se recupera. Pues en español al menos sí, es la primera, y encima es muy joven, será posible...
      Abrazos

      Eliminar
  19. Bueno, bueno, bueno, me encanta el tacto con el que has reseñado este libro, te ha quedado precioso. Aunque debo decir que ya le tenía echado el ojo y tú solo contribuyes a que se me haga aún más tentador... pero ya si me dices que tiene ese toque a lo Paul Auster yo lo compro de inmediato jajajaja. Espero que me guste tanto como a ti (Y sospecho que por ahí van a ir los tiros)

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Oh, muchas gracias. Es una tentación este libro, tan sentido y tan conmovedor que no se puede dejar pasar. Es el Paul Auster de los inicios, de El libro de las ilusiones por ejemplo. Aunque claro, en otro tiempo y más europeo, como a Paul le hubiera gustado ser. Seguro que sí te gusta, estoy convencida.
      Un abrazo!

      Eliminar
  20. Bueno, pues ya sabes que prácticamente coincidimos en todo, un libro que merece ser leído. Un besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, la verdad es que sí. Es que es tan bueno...y tan de lo que nos gusta, que es apuesta segura. La abu, que siempre anda descubriendo cosas. Un besote!

      Eliminar
  21. Este me gusta. Ese bache no me importa si, como dices, el final redondea la historia. ¿Y por qué me gustan las lecturas que dan pena? ¡Vete tú a saber! Al final es toda una experiencia que me arrechuchen un poco el corazón.
    Un besin

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, al final el libro es lo que tiene que ser y vuelve a coger la intensidad y la emoción que tenía en la primera parte. No pasa nada con ese bache, se supera bien y se le perdona, que para ser primera novela o de las primeras, ha hecho una maravilla. Es una pena amable, no pasa nada por sentirla.
      Un besín

      Eliminar